En la ciudad que vio nacer a Cervantes puedes hacer un recorrido por los principales lugares que marcaron sus primeros años, como su casa o el hospital en el que trabajaba su padre.

“En un lugar de la Mancha de cuyo nombre no quiero acordarme”…. Alcalá de Henares no está en Castilla La Mancha y Cervantes probablemente recordaría su nombre, pues nació en esta localidad madrileña en 1547. Alcalá tampoco olvida al escritor de El Quijote y reconstruye sus pasos a través de los principales lugares que marcaron sus inicios.

Don Quijote y Sancho en Alcalá de Henares.
Don Quijote y Sancho en Alcalá de Henares.

El literato nació en el que hoy es el Museo Casa Natal de Cervantes, ubicado en la calle Mayor. Esta vivienda de dos plantas con un plato central de columnas ha sido convertida por la localidad en un centro para homenajear al escritor pero también para mostrar las costumbres de la época con una recreación del mobiliario habitual de cada habitación en el siglo XVI.

En la planta baja se encuentran los espacios dedicados a la vida pública de la familia Cervantes: la cocina, el comedor o la sala de las mujeres. En la de arriba, las alcobas. Cuando estuvimos nosotros, había además una exposición de las distintas ediciones de El Quijote (en castellano, inglés, francés e incluso chino) y hasta ilustraciones del propio Dalí inspiradas en la figura del ingenioso hidalgo. Acostumbrados como estamos a que las entradas a los museos tengan precios que generan un rechazo instantáneo a la cultura, nos sorprendió muy gratamente que este fuera totalmente gratuito.

Alcalá de Henares
Reconstrucción de los instrumentos usados por el padre de Cervantes.

Junto a la vivienda de Cervantes se encuentra el Hospital de Antezana, donde trabajó su padre Rodrigo de Cervantes como cirujano sangrador. En la casa de la familia, puedes ver algunos de los instrumentos que utilizaba el doctor hace cinco siglos.

La vida del autor del Quijote nos llevan a dos edificios cercanos: la Casa de la Calzonera, propiedad de su tío, Juan de Cervantes, y al Convento de la Imagen del que fue hasta tres veces priora su hermana, Sor Luisa de Belén.

 

Alcalá de Henares
Plaza de Cervantes.

De camino hacia la calle de Libreros, donde estaba ubicada La Galatea, la imprenta en la que se hizo la primera impresión de la novela del mismo nombre, la primera de Cervantes, llegamos a plaza que hace honor al escritor, y que hasta finales del siglo XIX se llamaba del Mercado. En el centro, su estatua sobre una imagen de las aventuras del Quijote y Sancho. Nuestro paseo por la plaza termina en la Capilla del Oidor, o los restos que de ella quedan. En ella fue bautizado Cervantes en octubre de 1547.

Si tenéis la oportunidad de visitar Alcalá en octubre, podréis pasear por el Mercado Cervantino, un gran mercadillo ubicado en las principales calles de la ciudad. Además de los puestos de artesanía y comida, hay pasacalles y representaciones teatrales. La ciudad retrocede varios siglos en el tiempo y son muchos los que se visten de la época.

Alcalá de Henares
Universidad de Alcalá.

Pero no todo el prestigio de Alcalá de Henares proviene de ser la ciudad que vio nacer a uno de los grandes de la literatura española. No puedes dejar esta localidad madrileña sin acercarte a su Universidad, fruto del proyecto del cardenal Cisneros de convertir la localidad en una ciudad universitaria. Se puede visitar por dentro, pero si no tienes tiempo o no quieres pagar la entrada, seguro que disfrutarás contemplando la fachada del Colegio Mayor de San Ildefonso. Unas construcciones tan grandiosas que no parece que tras ellas aún se encuentren los estudiantes preparándose para su futuro. De hecho, al contemplarlas, dan ganas de volver a coger los libros y sentirse parte de esta universidad, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Antes de marcharte, si te ha entrado hambre, acércate al Parador a comer unas migas o cualquiera de sus platos. No te arrepentirás. Y si tienes tiempo, su spa es el remedio perfecto contra el estrés.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *